Con el patrocinio de SANOFI

VISOR COMUNICACIONES

Visor de comunicaciones patrocinado por:

Buscar por:


OSTEOTOMÍA PERIACETABULAR EN EL TRATAMIENTO DE LA DISPLASIA DE CADERA MEDIANTE TÉCNICA MINI-INVASIVA. NUESTROS RESULTADOS A MEDIO-LARGO PLAZO

Autores:

MARTA COMAS AGUILAR

Categoría:

Cadera

Introduccion:

La Displasia Residual y del Desarrollo de cadera (DDH), consiste en una serie de anormalidades anatómicas, incluyendo una cobertura acetabular insuficiente, condicionando una distribución anómala de cargas. En consecuencia, existe predisposición al daño de partes blandas, estructuras periarticulares y articulares. La osteotomía periacetabular (PAO), Osteotomía de Ganz, se ha convertido actualmente en la técnica gold standard en pacientes esqueléticamente maduros y activos con estos cambios anatómicos sintomáticos. En 2008 se describió una modificación de la técnica descrita por Ganz, con abordaje mini-invasivo trans-sartorial, con ventajas teóricas que incluyen disminución del tiempo quirúrgico, disminución del dolor y menor sangrado intraoperatorio.

Objetivos:

Descripción de nuestra serie de pacientes tratados de DDH mediante PAO mini-invasiva, sus resultados funcionales, enumerar los consejos técnicos del procedimiento basándonos en nuestra experiencia, y describir complicaciones relacionadas con este procedimiento.

Material y metodología:

Mediante revisión de nuestra base de datos institucional, se identificaron los pacientes intervenidos consecutivamente, de una PAO, con abordaje mínimamente invasivo, desde 2007 a 2016. La medición radiológica se realizó utilizando los ángulos: Center Edge Angle (CE), acetabular Index (AI) y ángulo de cobertura anterior (VCA), en proyecciones AP y falso perfil. La escala UCLA fue utilizada para medir la actividad física. Dolor, rango de movimiento, y función se midieron rutinariamente, utilizando la escala Non Arthritic Hip Score (NAHS).

Resultados:

Este estudio incluyó 145 pacientes (32 hombres y 113 mujeres) con una edad media de 37 años (IC95% 35,43-38,92). El seguimiento medio fue de 32 meses. El ángulo CE tenía una media de 20,38º preoperatorio y 37,15º postoperatorio (p <0,001). El ángulo AI tenía una media de 18,95º preoperatoria y 8,89º postoperatoria (p <0,001). El ángulo preoperatorio de VCA fue de 26,77º y 40,49º postoperatorio. La puntuación NAHS experimentó una mejora respecto a los niveles preoperatorios hasta el más reciente seguimiento (valor medio: 79,15 a 94,56 por NAHS). La puntuación UCLA no varió (8,8 a 8 p = 0,345). No se observaron complicaciones importantes.

Conclusiones:

Según nuestros resultados, puede esperarse una mejora en los resultados clínicos y funcionales después de este procedimiento, similar a otros datos publicados con la técnica de Ganz, comparables también con los datos relativos al abordaje mini-invasivo.