Con el patrocinio de SANOFI

VISOR COMUNICACIONES

Visor de comunicaciones patrocinado por:

Buscar por:


ALTERACIONES DE LA MICROESTRUCTURA ÓSEA ASOCIADA A LA EDAD TRAS LA FRACTURA DE CADERA

Autores:

JUAN MANUEL SANCHEZ SILES, ISKANDAR TAMIMI MARIÑO, DAVID GONZALEZ QUEVEDO, FALEH TAMIMI MARIÑO, ARTHURO RODRÍGUEZ , DAVID GARCÍA DE QUEVEDO PUERTA

Categoría:

Generalidades - ciencias básicas

Introduccion:

Las fracturas por fragilidad son consideradas un problema sanitario de primer orden en los países desarrollados. La edad y la DMO constituyen factores de riesgo independientes para sufrir una fractura cadera. El antecedente de fracturas múltiplica el riesgo de sufrir una nueva fractura osteoporótica. Aunque esto está descrito ampliamente en la literatura, no están claros los mecanismos fisiopatológicos implicados en este fenómeno.

Objetivos:

El objetivo de este estudio es analizar la correlación entre múltiples parámetros microestructurales del hueso y la edad.

Material y metodología:

Se incluyeron un total de 30 pacientes que presentaron una fractura intracapsular de cadera y que fueron sometidos a artroplastia parcial o total de cadera. Se tomó una muestra cilíndrica de 2 cm x 1 cm de diámetro de hueso trabecular procedente de las cabezas femorales que habitualmente se desechan durante la cirugía. Se analizó la Densidad Mineral Ósea (DMO), la microarquitectura ósea y el contenido orgánico de las muestras utilizando un escáner de absorciometría dual de rayos X, un microTC y una resonancia magnética, con ángulo mágico de giro (MAS-RNM) respectivamente. Se llevó a cabo un análisis estadístico mediante el test de correlación de Spearman o de Pearson según la distribución de las variables.

Resultados:

La edad media de edad de la muestra fue 79.83 +- 9.31. Se observó una correlación moderada entre la edad y el contenido proteico de la matriz orgánica ósea ( 1 H) (r= -0.512, p=0.005). No encontramos correlación entre la DMO, el número de trabéculas óseas, el grosor trabecular ni el contenido mineral ( 31 P) y la edad (r=0.06, p=0.755; r= -0.008, p=0.967, r= - 0.046, p=0.812; r=-0.051, p=0.430, respectivamente).

Conclusiones:

El contenido proteico del hueso trabecular de la cabeza femoral disminuye de forma significativa con la edad en pacientes ancianos. Sin embargo, no se observan cambios significativos en cuanto a DMO y otros parámetros estructurales dentro de la franja de edad estudiada. Por tanto, el incremento progresivo del riesgo de fractura de cadera en pacientes ancianos podria deberse a una disminución progresiva del componente orgánico de la matriz ósea.